Centro de Salud para el hombre Llámanos al 965 269 070
Llámanos al 965 269 070

Parece increíble pero ¿sabía usted que cerca del 75% de los hombres experimentarán una vez en su vida un episodio de eyaculación precoz, y que un 30% la padecen como un trastorno permanente (que frecuentemente confunden con impotencia o disfunción eréctil)?

La eyaculación precoz supone no solamente una disminución del placer masculino durante el coito también da lugar a frecuentes problemas emocionales y de pareja.

¿Cómo se puede definir la eyaculación precoz?

La eyaculación precoz o podríamos definirla como una eyaculación sin intención. Desde un punto de vista práctico, podríamos definirla como la eyaculación que se produce antes de haber conseguido una satisfacción sexual completa de la pareja.

Como habrán observado en esta definición no hablamos de tiempo. Pero el paciente, siempre necesita una referencia y en la consulta siempre termina preguntándote: Dr. Lloret ¿podría decirme cual sería, aproximadamente, la duración media del coito antes de llegar a la eyaculación?

Si respondemos de forma estadística, la duración media sería de unos seis minutos y medio. Pero la estadística no siempre es aplicable a la individualidad.

En cualquier caso, debemos distinguir la eyaculación precoz de la disfunción eréctil y la impotencia. Hemos de saber que existen dos tipos de pacientes que pueden padecer esta forma de eyaculación rápida.

Tipos de eyaculación precoz

√ La eyaculación precoz primaria:
Se refiere a aquella que ha existido desde siempre, es decir, el individuo nunca ha controlado la eyaculación.

√ La eyaculación precoz secundaria:
El paciente recuerda el poder controlar perfectamente la eyaculación sin embargo de forma progresiva va perdiendo este control.

¿Cómo se produce la eyaculación precoz?

En una relación sexual normal, la excitación en el hombre aumenta progresivamente hasta la fase llamada «meseta», disfrutando de su placer sexual hasta el momento que de forma voluntaria llega a un clímax.

El eyaculador precoz no puede permanecer en la fase de «meseta», sino que existe una excitación rápida y una eyaculación involuntaria y temprana.

En muchos casos, la eyaculación precoz es un signo de una afección psicológica (ansiedad, nerviosismo, estrés…) o emocional (culpabilidad, angustia, pérdida de autoestima).

En algunos casos se produce por un trastorno anatómico, fisiológico, enfermedades neurológicas, urológicas (siendo la prostatitis la principal causa).

En otros simplemente puede ser debida a un mal aprendizaje, cada uno ha aprendido como ha podido, por desgracia no hay escuelas que enseñen a controlar el deseo intenso que supone la relación sexual y poder modular la respuesta.

¿Cómo enfocar el problema de la eyaculación precoz?

¿Debemos ir primero al urólogo-andrólogo, o bien, al psicólogo-sexólogo?

En el centro de salud para el hombre entendemos que el enfoque debe de ser multidisciplinar, urólogo-andrólogo junto al psicólogo-sexólogo.

Pero indiscutiblemente el enfoque tanto del diagnóstico como del tratamiento debe ser realizado por profesionales que realmente puedan ayudar al paciente.

El varón que padece este tipo de problemas, sigue teniendo vergüenza cuando tiene que comunicarlo, incluso cuando viene a la consulta. No se da cuenta que nuestra profesión, nuestro trabajo, es precisamente el intentar solucionar este tipo de alteraciones.

Este miedo, vergüenza, inseguridad, lleva al paciente a realizar de forma indiscriminada, sin criterio alguno, cualquiera de las recomendaciones que encuentra en internet, como ejercicios respiratorios, de relajación, musculares, uso de distintos preservativos con sustancias anestésicas y así un largo etcétera, pero siempre con los mismos resultados: un desastre.

Sin embargo, actualmente disponemos de fármacos realmente eficaces. La combinación de un correcto tratamiento médico con ejercicios adecuadamente enfocados permitirá resolver en una gran parte de los pacientes el problema de la eyaculación precoz y conseguir mejorar no sólo el placer que supone una relación sexual satisfactoria si no mejorar su autoestima, su seguridad y su ansiedad.

Pide
Cita
2ª opinión
médica
Llámanos al
965 269 070

Pide una segunda opinión Te llamamos para concertar una cita


Pide tu cita online Te llamamos


Navegando aceptas nuestra política de cookies. Más información